Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? in /homepages/37/d445092387/htdocs/wp-content/plugins/revslider/includes/operations.class.php on line 2854

Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? in /homepages/37/d445092387/htdocs/wp-content/plugins/revslider/includes/operations.class.php on line 2858

Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? in /homepages/37/d445092387/htdocs/wp-content/plugins/revslider/includes/output.class.php on line 3708

Warning: session_start(): Cannot start session when headers already sent in /homepages/37/d445092387/htdocs/wp-content/plugins/booked/booked.php on line 372
Estudio de adaptación escolar en el alumnado de Altas Capacidades – Centro Ayalga

Estudio de adaptación escolar en el alumnado de Altas Capacidades

Estudio de adaptación escolar en el alumnado de Altas Capacidades

El centro escolar es un entorno en el que los niños, niñas y adolescentes pasan gran parte de su tiempo. Es uno de los ámbitos de socialización claves en su vida, así como el lugar donde alcanzar los conocimientos básicos de cara a las diferentes trayectorias que vayan desarrollando en los años posteriores.

Los niños y niñas de Altas Capacidades son personas ávidas de aprender. Su curiosidad, su motivación para entender el mundo y todo lo que ocurre a su alrededor, el deseo de obtener las herramientas para poder materializar todas las ideas que giran en su cabeza, etc., deberían suponer una serie de factores que predijeran el éxito en la escuela. Al fin y al cabo, este es el lugar donde pueden desarrollar todo ese potencial que ya identificamos desde que son pequeños. Sin embargo, ¿es siempre así? Como bien sabemos, los niños y niñas de Altas Capacidades son muy diferentes entre sí. Algunos pasan toda su etapa escolar entusiasmados con los aprendizajes del colegio, y otros empiezan a reflejar un rotundo rechazo desde cursos de preescolar. A lo largo de las diferentes etapas de la educación, se pueden encontrar con diversos conflictos, tanto internos (ansiedad, baja motivación) como externos (conflictos escolares, mala conducta) que pueden dificultar su éxito para terminar los estudios de manera satisfactoria y, sobre todo, analizar las diferentes vías y opciones de que disponen tras finalizar la etapa obligatoria.

Los niños de Altas Capacidades son grandes

Desde Centro Ayalga se ha llevado a cabo este estudio para conocer con mayor profundidad la adaptación escolar del alumnado de Altas Capacidades. El objetivo es analizar las áreas de la escuela donde los niños y niñas participantes en la investigación encuentran mayores problemas. Se han utilizado dos pruebas que nos dan información sobre diferentes dimensiones de adaptación en el ámbito escolar.

Procedimiento: muestra e instrumentos

Se ha empleado una muestra de 44 niños y niñas de Altas Capacidades, que se encuentran en cursos desde 5º de Primaria a 3º de Educación Secundaria Obligatoria.

Por un lado, se ha administrado la prueba TAMAI (Test Evaluativo Multifactorial de Adaptación Infantil, Hernández, 1990) es un test que mide diferentes dimensiones de adaptación en niños y adolescentes. Para este estudio se han tomado solamente las respuestas pertenecientes a la Inadaptación Escolar, pues ofrece interesante información sobre diferentes ámbitos de esta dimensión por medio de las siguientes subescalas:

  • Aversión a la instrucción. Formada por las subescalas de Hipolaboriosidad (baja aplicación hacia el aprendizaje, es decir, bajo trabajo en clase por parte del niño), Hipomotivación (bajo interés por aprender), y Aversión al profesor.
  • Indisciplina, referida a un comportamiento disruptivo en el aula.
Subescalas de la dimensión Inadaptación Escolar del TAMAI

La prueba IAC (Inventario de Adaptación de Conducta), de De la Cruz y Cordero (1981) es una prueba que mide la adaptación de los adolescentes (entre 11 y 18 años) en diferentes ámbitos: personal, familiar, escolar y social. Para este estudio, se ha escogido la escala de Adaptación Escolar, concretamente las siguientes subescalas, con un total de 26 ítems con opción de respuesta Sí, No y la opción de marcar «duda» (¿?):

  • Adaptación al Proceso de Enseñanza
  • Adaptación a los Profesores
  • Adaptación a los Compañeros,

Resultados

Con respecto al IAC, a nivel de proceso de enseñanza se observa un mayor porcentaje de respuesta que puntúan más alto en inadaptación en los ítems 8 (La experiencia enseña más que el colegio) y 10 (En el colegio se debería enseñar a pensar a los alumnos, en lugar de explicar y poner problemas). Con respecto a la dimensión profesores, los ítems que muestran este tipo de respuestas son el 5 (El comportamiento de los profesores contigo es justo) y 7 (Piensas que tus profesores tratan de influir demasiado en ti, retándote libertad de decisión). Por último, en cuanto a la adaptación con los compañeros, las opciones de respuestas elegidas en mayor proporción indican un buen ajuste entre el sujeto y sus compañeros y amigos.

En la prueba TAMAI, las puntuaciones medias y bajas de las subescalas de la Inadaptación Escolar son englobadas en la misma categoría percentil, que va del 1 al 60. Todas las puntuaciones que caen en este rango han sido catalogadas como medias. De esta manera, se observan percentiles medios en ambas subescalas generales: Aversión-instrucción e Indisciplina. Sí muestran unos percentiles más altos de la media en Aversión al profesor (Pc= 80). La media del total de Inadaptación Escolar se encuentra en 9.63, que equivale a Pc= 40, más bajo que la media.

Conclusiones

En general, se observa una buena adaptación del alumnado de Altas Capacidades al proceso de enseñanza, a los profesores y a los compañeros. Así mismo, su nivel de inadaptación está por debajo de la media. Sin embargo, hay que tener en cuenta algunas de las respuestas que hemos obtenido.

En el IAC se observa una mayor tendencia por parte de los niños y niñas de Altas Capacidades a creer que el tipo de enseñanza ofrecida en las aulas debería ser modificable. En este sentido, opinan que en el centro escolar sería más adecuado enseñar al alumnado a pensar en vez del clásico método de explicar el temario y mandarles ejercicios y problemas. Esto concuerda con el tipo de aprendizaje que se adapta mejor a ellos, es decir, son niños que, en general, les basta una explicación para entender los contenidos del temario, y no precisan de un elevado número de ejercicios para afianzarlo. Así, una vez comprendido el tema, les suele interesar más profundizar en ellos de manera más autónoma, y también creativa, por lo que las tareas repetitivas, como hacer muchos ejercicios del mismo tipo, les aburre y puede llegar a irritarlos.

De este fenómeno también derivarían las respuestas que indican que la experiencia les enseña más que el colegio. Si bien en clase pueden ver que los conocimientos son superficiales, de aquellos que les levantan mayor interés, encuentran vías para aprender más por medio de vídeos, páginas web, libros, su propia experimentación, etc.

El alumnado de Altas Capacidades y el profesorado

Con respecto a los profesores, la percepción de estos, según los datos, es que no se adaptan bien a su situación, viendo en ellos un trato, por lo general, injusto. Así, los niños de Altas Capacidades también ven que su capacidad de decisión, es decir, ese interés por el aprendizaje más autónomo, o la propuesta de llevar los aprendizajes por otras vías alternativas, no es posible. Si bien el resto de las cuestiones relativas al profesor muestran una imagen favorable de esta figura de autoridad, en el TAMAI encontramos que la aversión hacia esta es más alta que en la media. La explicación vendría, por un lado, de ese desacuerdo entre el estilo de aprendizaje promovido en el colegio y el preferido por el alumnado de Altas Capacidades.

Los niños de Altas Capacidades necesitan atención en el centro educativo

También entra en juego un factor que se halla en algunos perfiles de Alta Capacidad, que es el cuestionamiento de la autoridad. Al fin y al cabo, si estas figuras (padres, madres, profesores, etc.) tienen el papel de poner límites a los niños y mantenerles en su edad cronológica, respetando las normas, coartando su deseo de autonomía, y la respuesta es un rechazo. Claro que ese papel es el que hay que tomar por parte de los adultos, pues los niños, aunque se encuentren cognitivamente por delante de su edad, deben seguir siendo niños porque es lo que les va a permitir tener un desarrollo psicológico y social satisfactorio.

En general, como vemos en el total de la prueba TAMAI, los niños y niñas de Altas Capacidades no muestran una menor adaptación escolar en el colegio. Pero ¿quiere decir esto que pueden pasar perfectamente su etapa escolar sin ningún problema? En realidad, debemos tener precaución con estos datos. Primero, hay que tener en cuenta el peso de la dimensión cuantitativa y cualitativa de los factores encontrados. Es decir, aunque sean menos los ítems indicadores de inadaptación, pueden ser suficientes en intensidad para predecir un problema de adaptación escolar.

Otro aspecto a apreciar, y que en futuros estudios se debería contemplar como variable, es si los niños han tenido o no algún tipo de medida de atención en el centro escolar, ya sea por medio de adaptaciones curriculares, ampliaciones, o directamente la aceleración de curso.

Por último, con respecto a la relación con los compañeros, no se observan problemas en este aspecto. Las personas de Altas Capacidades presentan diferentes perfiles de socialización, no hay uno unitario. De esta manera, encontramos tanto niños y niñas con perfiles de líderes, extraversión y con buenas habilidades sociales entre sus iguales, como chicos y chicas con dificultades en estos aspectos, así como un término medio, con buen nivel de socialización y perfil más introvertido. De esta manera, de manera global, no se presentan grandes problemas en este aspecto en la muestra estudiada.

Escuela inclusiva: para todos y todas

En conclusión, tener niños y niñas de Altas Capacidades en el aula no tiene que implicar ningún problema de por sí. Sin embargo, recordemos que estamos ante un entorno que no está adaptado a los niños y adolescentes con estos tipos de perfiles. Se ven, así, obligados a adaptarse de manera extrema a un ambiente o medio muy diferente al que les favorece desenvolver su potencial, lo que puede llevar a problemas de motivación y consecuente fracaso escolar, así como diferentes conflictos dentro del centro educativo. Las medidas de atención a la diversidad, siguiendo el modelo de escuela inclusiva, adecuadas las necesidades educativas específicas de cada alumno y alumna son básicas para que las Altas Capacidades encuentren en el colegio una oportunidad de crecer, desarrollarse y avanzar, y no un límite constante a lo que esta cualidad cognitiva y de creatividad necesita. Podéis leer el estudio completo en este enlace.



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies